CUERNAVACA, Mor., 05 de diciembre de 2018. – No acreditar los exámenes de de control y confianza así como “haber incumplido una serie de situaciones que logicamente son muy estrictas en el desempeño de sus cargos” son algunos de las argumentos que motivaron que desde el Poder Ejecutivo se solicitara al Congreso del estado remover a los Fiscales General y Anticorrupción dio a conocer José Manuel Sanz Rivera, jefe de la oficina de la Gubernatura.

“Consideramos que hay una causal para ello, se envió al Congreso la solicitud y deberán ser ellos los que decidan si esa remoción se puede hacer efectiva o no, lo que a mí me han informado es que hay una mayoría que está de acuerdo y una minoría que todavía lo está analizando, esperamos que la decisión sea lo mejor para el estado de Morelos y logicamente para transitar en ese proyecto de estado que todos queremos” explicó Sanz Rivera.

Otra de las razones para promover la destitución de los Fiscales tiene que ver, de acuerdo con Sanza Rivera, con una completa falta de coordinación entre la Fiscalía y la Comisión Estatal de Seguridad del Poder Ejecutivo “y lo que queremos es que funcione perfectamente bien porque incide mucho en la inseguridad del estado y lo que queremos es el proyecto de estado seguro y en paz para todos los ciudadanos” acotó.

El funcionario reiteró que no se sabe cuál será la decisión en el Legislativo pero en el Ejecutivo serán respetuosos y únicamente si se optara por al remoción se tendrá que presentar una terna por parte del gobernador para que de nuevo la decisión quede en manos de los diputado.

Respecto a la presencia de uno de los Fiscales en las oficinas del partido morena, Sanz Rivera declaró: “No creo que haya injerencia alguna y me imagino que si el señor fue a las oficinas de morena es algo que puede hacer cualquiera, habrá sido una reunión totalmente informal, lo considero lógico y nadie tiene prohibido acudir a unas oficinas” concluyó.