MORELOS, 17 de junio de 2021.- Tras las elecciones del pasado seis de junio, la dirigencia del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en Morelos, a través de un comunicado, reconoce la participación de la ciudadanía en el proceso electoral que, pese a la contingencia sanitaria por el COVID-19, salió a las calles a hacer valer su derecho constitucional de elegir, mediante su voto, a sus próximos representantes en el Congreso de la Unión, el Congreso Local y los Ayuntamientos en el estado.

En el PRD somos respetuosos de la decisión ciudadana, manifestada en cada una de las urnas instaladas a lo largo y ancho del territorio estatal.
Agradecemos a la militancia y a los simpatizantes de nuestro partido político y de las propuestas de gobierno, su voto, manifestado en las urnas, el pasado seis de junio y que ratifican nuestro compromiso con cada uno de ellos.
Tras un análisis profundo de ese ejercicio ciudadano y del trabajo de promoción del voto de todos y cada uno de las candidatas y candidatos, hemos hecho un recuento de las preferencias y son suficientes, para conservar el registro, como partido político.
Hemos esperado de manera responsable, que la autoridad electoral actué conforme sus atribuciones y, atienda el planteamiento que el PRD ha hecho, solicitando la apertura y el recuento adecuado de los paquetes electorales.
Que quede claro el compromiso del PRD en Morelos, de defender, voto por voto, los sufragios que la ciudadanía nos ha otorgado, lo que deja de manifiesto su confianza, en nuestras propuestas de gobierno.
Anunciamos que solicitaremos la apertura de los paquetes electorales, en al menos dos municipios morelenses, donde hay las pruebas y documentales suficientes para revisar el procedimiento del conteo y, para que, se tome la definición final, en materia electoral.
Finalmente, la dirigencia del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en Morelos, advierte que llevara a tribunales y las instancias correspondientes (como el Sistema Integral de Fiscalización del INE), los casos documentados donde se hizo el uso excesivo de los recursos, torciendo la elección a favor de los candidatos del partido en el poder.
El derroche de dinero y el uso de los programas sociales, a favor de algunos candidatos, no debe permitirse.