CUAUTLA, Mor., 15 de mayo del 2019.- Se trata del programa de Sitios y Monumentos al que el gobierno federal asignó un monto de 800 millones de pesos destinados a aquellos edificios de propiedad municipal o estatal que no pudieron ser ingresados en el Fondo Nacional de Desastres (FONDEN) en tiempo y forma después del sismo del 2017.

Del estado de Morelos se han presentado más de 35 solicitudes reveló Diego Prieto Hernández, director nacional del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) en entrevista desde el municipio de Ayala. Ayuntamientos, bibliotecas, casas de cultura, panteones y demás edificios están considerados en esta convocatoria que habrán de valorarse para avanzar en su restauración y ministrar los recursos cuando se publiquen los resultados a partir del mes de julio y que deben aplicarse en este mismo año.

En el caso de la región oriente, edificios como el Ayuntamiento de Cuautla se encuentran intactos tras el sismo, con visibles fracturas que representan riesgo para la población y, como varios inmuebles ubicados en el centro histórico, con latente colapso como el ocurrido recientemente en el local de Modatelas.

Para estos casos el gobierno federal abre la oportunidad también a particulares que tengan en su propiedad un inmueble histórico como las haciendas donde puedan tener asesoría para la reconstrucción y opciones de financiamiento.

El Programa Universitario de Estudios sobre la Ciudad de la Universidad Nacional Autónoma de México (PUEC-UNAM) difundió una conferencia que el pasado seis de mayo realizó el director de este programa, Arturo Balandrano Campos en la ponencia “Monumentos Históricos Afectados por el sismo del 19S” donde destacó que gobiernos municipales “no se pusieron las pilas” y no entregaron expedientes en los 30 días posteriores al sismo que los dejó fuera de los recursos del FONDEN.

Observó que con la iniciativa del gobierno federal para esta nueva dotación de recursos “tenemos los recursos suficientes para recuperar la totalidad de los inmuebles que se afectaron y los bienes muebles resguardados. Tenemos de FONDEN asignados  6 mil millones de pesos y por la póliza contratada por el INAH de cada año una bolsa de 5 mil millones de pesos para cubrir los bienes culturales del país. Nunca antes se había logrado contar con un financiamiento así para el patrimonio afectado en virtud del daño”.

En el presupuesto de egresos para el 2019 se asignó un paquete de 8 mil millones de pesos para la reconstrucción, rubro que el Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador ubicó dentro de las 25 prioridades de su gobierno. Este paquete se distribuyó entre vivienda, educación, salud y cultura.